Te regalo… El arco iris

Tenemos el gusto de presentarles otra obra de nuestra amiga Kathy Piazzolla, Te regalo… El arco iris. donde ella nos comenta su experiencia personal.

El libro comienza así: El hombre nace con dos necesidades, ser amado y asistido, no espera la inoportuna visita (agresión), la misma llega para lastimarlo, del mismo modo, le despierta el sentido de atención.

Será tan necesaria como el amor, ya que a lo largo de su vida, tanto una, como el otro, ocuparan su lugar.
Te regalo el arco iris

Te regalo… El arco iris

Sí la agresión nos visita cuando sabemos hablar, nos enseña a desarrollar la autodefensa. Mejor no analizar las consecuencias que la misma  puede causar, sí nos visita, cuando aún no hemos aprendido a hablar.

Genéticamente,  la naturaleza humana  forma seres irrepetibles, (para nuestro beneficio).

¡Vas a ser, lo que vos quieras ser!

¡Nadie puede quitarte  el derecho a ser libre, bueno y  feliz!

¡A creer, lo que quieras creer!

¡De elegir amar a todos y aceptarlos cómo son!

Tan importante como todo esto, (elegir ser respetado por todos), (si es que vos respetas a todos).

Estos conceptos ya los conoces, pero creo importante que los recuerdes.

¡Yo, lo hago!

Somos propensos a tirar culpas, a culparnos,  no todos, sí algunos.

Seguramente, si nos lastima un ser amado, el sufrimiento será mayor y lo que es aún peor, muchas veces,  lo marcamos en nuestro recuerdo, (a fuego). No aprendimos lo eficaz de hacernos cargo, que todo lo que nos dañe, ha de tener el peso de nuestra elección.

Lo expuesto, no excluye de responsabilidad al agresor, del daño que cause.

No se debe juzgar a persona alguna, sí en cambio, sus actitudes.

Cabe destacar, que cuando somos agredidos, a veces, lo tomamos como algo personal, sin tener en cuenta que estas personas,  seguramente, son agresivas con el resto.

Pero, en el momento de ser dañados y tomarlo como algo personal, es, en el momento, (que permitimos), que se dañe nuestra personalidad.

Cada persona trae a este mundo su carácter y en el andar por su vida, irá edificando su personalidad.

A mi entender, el muy sensible, es proclive a sobre dimensionar todo lo que le ocurre, a consecuencia, es candidato a convertirse en, blanco o negro, en su elección de vida.

¡Yo, lo soy!

Bendecidos, los que son vulnerables y no permiten a los acontecimientos duros por los que les toca transitar, que la situación, se convierta en tragedia.

El hombre puede ser conformista… ¿será tal, que no luche en alguna forma por corregir un día, lo que le moleste de su proceder?, y elija ser o

Por lo general, hoy en día se recurre a psicoterapeutas; grupos de autoayuda de  comprobada eficacia. objetivo en su camino.

Te regalo… La terapia grupal es un milagro de la generación moderna

Se crean grupos, para mejorar las condiciones de vida con frecuencia, cada uno de ellos, para cada problema que perjudique al hombre.

Te regalo… El arco iris.. La terapia grupal, es un milagro de la generación moderna, que no tendría que desaprovechar, alguien, que sufra algún deterioro en su personalidad.

Cada grupo lucha por una causa diferente, pero con un mismo proyecto, dar y recibir las mejores intenciones.

Cuando damos el primer paso, concurriendo al grupo adecuado al problema que padecemos, ese día, comienza nuestra recuperación.

Todos sirven, ponen a nuestra disposición herramientas de gran valor, (nadie las ha de usar por vos), que al hacerlo, las entregas enriquecidas.

¡Verás maravillado cuánto ayudas! (sí, vos) que buscabas que te ayuden, de eso tratan los grupos, dando, se recibe.

Te comento esto, con la experiencia que ellos me han otorgado (me ha tocado ir a tres); para combatir la obesidad, la neurosis, y por último, de padres con hijos fallecidos.

Por lo tanto, es mi intención, trasmitir sus beneficios a todo aquel que crea que su problema no tiene respuesta.

La vida esta llena de respuestas, sólo a quien se pregunta.

(En nuestro caso), ¿por qué soy dependiente?, no me refiero a depender de las personas, en mayor o menor medida, siempre dependemos unos de otros, (esto es maravilloso). ¿Qué sería el mundo, sí sólo existiera un habitante humano?, (ni nos ponemos a pensar en ello).

¿Por qué soy dependiente, de algunos productos de consumo?

– Sí te has hecho esta pregunta, creo que te puedes ayudar-.

Repito: ¿por qué soy dependiente de algunos productos de consumo y a la vez, al consumirlos, (no logro saciarme nunca)?

¿Conoces la diferencia, entre, estar harto o descompuesto, a estar saciado?

Te comento que hay, entre harto o saciado, una diferencia abismal, en esa diferencia, la palabra satisfecho no existe.

Satisfecho está, el que consume todo lo necesario, a elección y con un límite.

Estos privilegiados, no usan los productos de consumo, como válvula de escape en momentos de tensión.

Eso no quita que no tengan problemas, sólo, los descargan de otro modo.

Por lo general, son extravertidos, se enojan o gritan o lloran.

  • Los más sabios, analizan cual es la solución del problema, (verdaderamente son sabios), todo en la vida es temporal.

¿No te has puesto a pensar que un problema, deja de serlo, en el momento que comenzamos a querer solucionarlo?

Nosotros lo sabemos, sólo, no podemos proceder como ellos.

Supe que mi vida hoy es maravillosa

Técnicas de concentración mental

¿En que momento de tu vida, ha nacido la consumo-dependencia?

En mi caso, a los 12 años.

¿Importa?

¿Es importante que hoy quieras echarla de tu vida?

 ¡Eso sí es importante!

De estar de acuerdo, en esto, conmigo, creo que te puedes ayudar.

Por lo que sirve recordar cuando, es ¿por qué?

¡Eso es importante!

Hacer una retrospección, con el fin de llegar hasta el momento, (clave), en que desencadenó nuestro problema, no es sencillo.

¡Para mí, no lo fue!

Como dije, hice terapia grupal  y  en forma personal

Tarde años, en descubrir que analizaba mi vida en forma espectacular, me gustaba la idea de ir cambiando conceptos.

Analizaba mi vida, de adulta, sin tocar mi niñez.

Cuando hablaba de ella, era en forma superficial.

Pero, no tomaba conciencia de ello.

Hasta que me pregunte, ¿por qué no toco mi niñez?

Por que en ella,  estaba mi problema.

No creo, que para llegar al momento en que nos hagamos, (la pregunta clave), haya que ser muy valiente, más bien, creo que hay que estar muy cansado.

En ese momento, (tal es mi caso),  la pregunta, me la hice con la ayuda de un psicoterapeuta, según su concepto, lo que me pasó, (no era para tanto), es, como yo lo tomé.

Como dije anteriormente,

lo que nos ocurre, tiene el peso de nuestra elección.

Bendito momento el que saqué afuera lo que yo elegí, (tragedia),  en ese momento, supe, que mi vida, ¡hoy, es maravillosa!Playa Bluf hermosa y paradisiaca

Nada más cierto, lo que por años se estanca, se hecha a perder.

Cuando llegamos a ese análisis, vemos, en lugar de mirar “ver”,  significa tener un objetivo claro, del aquí y ahora,  en ese punto, (el ayer),  queda atrás para siempre.

-Esta es una de las tantas enseñanzas, que imparte la escuela de vida para padres con hijos fallecidos-.

¿Piensas… cuánto tiempo perdido?

¡No llores por la leche derramada! lo que importa, es, lo que nos quedó.

No es poco haber sufrido, sabemos que el sufrimiento, es uno de los pilares del crecimiento. Nos convierte en expertos de nuestras propias experiencias, y tan importante como eso, es querer transmitirlas.

Habiendo sacado afuera absolutamente todo lo que me molestaba, ¿dejé de ser, blanco o negro?

¡NO!

Por lo tanto, (cómo dicen), si no puedes vencer tu enemigo, saca provecho de él.

 -Esto parece cuento, pero es verdad-.

Creo; que para llegar a este punto – como antes mencioné-, hay que  estar desbordado y darle la bienvenida a la resignación.

Luego; llega su hermano menor “amor propio”.

Tal vez has de decir:

¡pero siempre he tenido amor propio!

Nada más cierto, no es más, que el innato instinto de conservación, del que no tenemos un muy claro concepto, al confundirlo con narcisismo.

Es tan sabio… que por llevar  con cada uno de nosotros, el tiempo de nuestra vida, reserva  sus propiedades, para acudir en nuestra ayuda, sólo, cuando estamos resignados.

Es decir, al límite de nuestro ego.

Sólo en ese momento, vemos su  magnitud.

Estoy segura que te puedes ayudar

Hemos brindado querido lector, todo brindis, significa un festejo.

Quiero compartir con vos, el resultado que me ha dado, esto, de sacar provecho de lo que no podemos cambiar.

Sí te has sentido identificado de alguna manera, con lo ya expuesto, de ninguna manera, sugiero que hagas lo que digo.

Más bien, propongo que te formules estas preguntas y te respondas con sinceridad.

  • ¿Soy absolutamente fiel, a mi pareja, a mis amigos, al almacenero de mi barrio?

               Si tu respuesta es, sí.

               En la segunda pregunta te doy mi opinión.

  • ¿He perdonado absolutamente una traición, de mi pareja, de un amigo, de mi almacenero? Si tu respuesta es, no.

              Ya no sólo, creo que te puedes ayudar.

 ¡Estoy segura, que te puedes ayudar!

¿Por qué? por ser, (blanco o negro), cómo yo

 Te propongo, que profundices aún más tus interrogantes.

¿Tienes mucha paciencia para todo?, es decir, que no te enojan las pequeñeces con que un ser querido te dañe.

(Por que siempre ves su lado bueno).

Y te conoces lo suficiente, como para seguir defendiendo ese amor, hasta las últimas consecuencias, en que digas, ¡basta!

Porque tienes un sólo ¡basta!

Aunque sigas tratando a esa persona, por ser de tu familia o por ser vos, bien educado. Pero, luego del ¡basta!,  te ha de ser absolutamente indiferente el accionar de la misma.

-¿Seguimos de acuerdo?-.

Este libro, no tocara tema religioso alguno, ya que perdonar  -siempre-, prima en toda religión.mi amiga la muerte ocaso

Y es la más sabia forma de vivir.

Ama a tu prójimo como a ti mismo, dice el Décimo Mandamiento.

Te invito a que profundices aún más: ¿vos crees que te amas a vos mismo?

Perdona mi atrevimiento, (no lo creo).

Asumo la responsabilidad de responder por vos.

¿Sí me amo a mi mismo y me respeto, por qué, cuando una persona me daña, no expreso mi sentir, aclaro en ese momento lo que me molesto, en lugar de ir juntando enojo?

Sí no soy capaz de amarme, ¿cómo amar a mi prójimo?

Mi intención es mostrarte, lo importante de empezar a amarte.

¡Y tu prójimo, será beneficiado!

Reflexiona aún, más profundamente: ¿cuándo has tomado una decisión en algo muy importante -, tal vez, luego de mucho pensar-, y al fin, das el paso, te has arrepentido?

¡Yo, no!

Como antes mencioné, (los, blanco o negro), pensamos muy seriamente, antes de tomar una decisión, por saber justamente, que no nos arrepentiremos.

-A esta altura, ya has de saber sí este libro es para vos-.

Luego te mostraré como es, lo de sacar provecho de lo que no podemos cambiar.

Dedicado a estudiar la manera de vencer la consumo-dependencia

Hace ya bastante tiempo, aproximadamente desde los años 90, me he dedicado a estudiar la manera de vencer la consumo dependencia y ver que motivo tenemos para haber elegido ser de este modo.

Ya que sabemos que no todos han de haber sido desdichados de niños, hay quienes afirman que han sido muy felices.

Siendo tan felices: ¿se han querido escapar?

Tal vez nos han rodeado de atenciones, pero de alguna manera, hemos sentido una carencia y por esa causa, hemos elegido saciarnos con lo que encontramos.

  • Nosotros, hemos tenido a mano algunos productos alimenticios.
  • Algunos, han tenido a mano el alcohol
  • Algunos, han tenido a mano, etc, etc, etc.

¿Cuál es la diferencia, en la elección, entre uno u otro producto a consumir?

En mi opinión, es lo que se nos ha ocurrido, (o nos han tentado), en un momento de flaqueza.

Excluyo de responsabilidad a terceros – repito-, somos el resultado de nuestra elección.

¿Cuál es la diferencia de los efectos nocivos que causen los mismos?

Para la persona que consume, una mala  o muy mala forma de auto destrucción.

¿Cuántas personas mueren a diario, por elevado contenido de grasas o azúcar en su organismo?

De no ser, por que aún estamos a tiempo de cambiar de actitud:

O de alguna manera destruiremos  a quién nos ama.

Cuántas personas mueren a diario, por el alcohol y otros.

De alguna manera, destruyen a quien los ama.

Para la gente, son marginados los que consumen alcohol y otros.

Ya que estos productos afectan el razonamiento y por lo tanto, estas personas son un peligro para la sociedad.

¿No te has puesto a pensar, por que no encontramos saciedad, nunca?

En mi opinión, por que hemos querido saciar, nuestro amor propio.

Al amor propio, lo satisface: ¡SÓLO LA FIDELIDAD!

Hemos hecho un culto a la fidelidad… para con el resto.

¿Recuerdas alguna vez en tú vida, en que te has sido fiel?

En lo que concierne a mi persona, te respondo al final.

Es maravilloso ser fiel, a la pareja, a la familia, a los amigos.

¿Pero al resto? ¿en todo momento?

El hombre goza de inteligencia, es una lastima que por momentos, nos desvirtuemos.

Sí observamos a los animales, (te doy un ejemplo).

A un perro de la calle, un extraño le tira un hueso- sin reverencia ninguna-, el mismo, lo toma, mueve la cola, lo mira en señal de gratitud y se aleja feliz.

Al perro de la casa, su amo, procede de la misma forma que el extraño, aunque  tenga hambre, ni toca el hueso, a menos que este, le hable en señal de disculpa.

“POR QUÉ ELLOS: SON FIELES A SÍ MISMOS”.

Por lo tanto, lo son con su amo.

¿Qué te dicen estos conceptos?

¿Donde se aloja el misterio de escaparse por medio del consumo?

En mi opinión, es tener necesidad de portarse mal.

¡Vaya sí lo hemos logrado!

Con el primero que nos hemos portado mal es con nosotros.

Es sabido, desde la ciencia, se conoce toda característica de cualquier patología.

Del mismo modo, que nadie es conocedor del padecimiento que causa la consumo dependencia, sino, quién la sufre.

Como una más de nosotros- a modo de ejemplo-, contaré mi historia, por ser la que más conozco y con el derecho que me adjudico, al ser hoy recuperada.

Siendo niña, era indiferente a la comida, mi apetencia, eran los chocolatines que compraba a escondidas de mi madre, con las propinas que me daban, clientes del negocio.

A los 12 años, mis apetencias, apuntaban otros objetivos.

Todo lo dulce, más adelante, todo lo elaborado con cualquier tipo de harina, los cereales y las legumbres.

Hoy, que hago una retrospección, veo que casi no tocaba las frutas, las carnes y las verduras, a menos que fueran estos, lo que convidaran estando de visita

Dejo en claro, los beneficios que producen a la salud, las harinas integrales, los cereales y las legumbres, cuando alguien, las consume en su justa medida, prefiriendo estas, en lugar de carnes rojas o algún embutido.

Está comprobado, que  reducen en buena medida, las causas de infartos y otros males.

En su justa medida todo en exceso es malo

Del mismo modo – repito-, en su justa medida, ya que todo en exceso es malo, lo es, para el que no puede parar.

A consecuencia, a los 16 años, inicie la lucha por combatir mis kilos de más, sin ayuda de nadie.

Rechazando toda propuesta antinatural.

Hoy reconozco que mi lucha no ha sido en vano,  al estar convencida, que la comida adecuada, es el camino indicado para una vida en salud, (es algo que esta comprobado).

Por cosas de la vida, hasta  los  38 años, no inicie mi lucha con ayuda del grupo.

Ya en el, al  comienzo, mi recuperación fue excelente y progresiva.

Ya que en 6 meses, baje 9 kilos y me mantuve en ese peso, por 3 años.

Quisiera decir que fui feliz en ese tiempo,  ya que estaba en ganadora, pero sería, faltar a la verdad.

Mi tiempo en el grupo fue de 11 años, subiendo, bajando, luego de los primeros 3 años, pero nunca aumentaba al peso de antes, es decir, tenía un motivo de contención

Te preguntarás, ¿Por qué no fui feliz?Pijamada chicas cuarto comida disfrutar amigas

Sí bien es cierto que mi obesidad estaba bajo control -en todos esos años-, nunca pude hacer la comida permitida, si es que has concurrido al grupo, sabes que es parte del sistema Lo intentaba, pero cada vez que lo hacia, era el desborde total, no sólo en ese momento, no sólo en ese día, sino de varios, y luego, las hambrunas extremas.

Ya que fui coordinadora durante todos esos años, (motivo por el cual), tenía que dar el ejemplo.

De algo estoy orgullosa, nunca engañe a mis compañeros, compartía con ellos lo que me  pasaba.

Noté con asombro, que a pocos les sucede lo mismo.

(Por que nunca dude de la sinceridad del resto),  si bien se desbordaban, sólo algunos, se comparaban conmigo

Luego de esos años, abandoné el grupo, por supuesto, fue para mi,  peor que antes de llegar a el, ya que no tenía ninguna contención.

Si te preguntas, ¿por qué lo abandoné?, siendo el verdadero lugar en el cual controlaba mi obesidad.

Te respondo… me consideraba desahuciada, no encajaba, no era feliz.

“Desahuciada” es una palabra, que he pensado mucho antes de usarla, (pero es mi verdad),  aún sabiendo, que en nuestra “cultura occidental”, no la tendría que haber escrito.

Voy a dar mi opinión al respecto; a los occidentales, nos gusta el cuento de “Caperucita”, pero, sin el lobo, (moraleja), sin el lobo, no es el verdadero cuento.

Hablando de realidades: en estos 15 años, desde que deje el grupo, sola, igual que estando en el, estaba en el sube y baja.

Sólo adquiría sobriedad, cuando tenía un acontecimiento, tomando en cuenta que ninguna ropa me quedaba bien.

– Quiero que recuerdes este concepto, y lo analices más adelante-.

Lo que me importaba, era el acontecimiento y mi presencia ante la gente.

Luego me abandonaba, una y otra vez.

El ejemplo de toda mi familia, hice un click

Hasta que un día, habiendo cumplido 65 años: hice un CLICK

Fue como un relámpago, comienzo a comparar lo que me pasa desde siempre, con lo que le ocurre a la gente que padece de alcoholismo.

Teniendo varios en mi familia, muertos por esa causa.

Uno de ellos, tuvo la humildad de acudir al grupo.

Hoy, lleva 10 años de sobriedad, (digo esto con mucho orgullo):

“ES, EL EJEMPLO DE TODA MI FAMILIA”.

Este familiar, recuperado de alcoholismo, al cual he elegido como “mi maestro”, es, sin ninguna duda, el que me ha inspirado a escribir este libro.

(Siendo la persona que me manda desde hace un tiempo, el tradicional slogan que ellos usan):

“BUENAS 24 HS PARA VOS- YO BIEN- BESOS”.

Una y otra vez mi celular concertaba una respuesta.

Y la respuesta llego para mi… es mi intención, hoy sea para vos.

Esos maravillosos mensajes, son los causantes de mi toma de conciencia.

Como antes mencione, estaba resignada,  por esa causa, supe, cual es el verdadero amor propio

El innato instinto de conservación, no razona, simplemente, sabe cuando salir a escena.

-Reitero-, es entonces donde vemos su magnitud.

Me enfatizo en este concepto, pues creo que es el más importante a destacar.

Le atribuyo mi convencimiento de buscar una  solución drástica.

Es, donde comienza el primer dialogo sincero con uno mismo.

¿Por qué mi maestro, lleva diez años de sobriedad?

“Por qué a ellos, no les esta permitido unos bombones de licor por semana o una copa de sidra por que es Navidad”.

¿Si yo me propongo lo mismo?

¡Ahora veo por qué deje el grupo! tomé conciencia, de que no sólo soy obesa.

Soy  consumo dependiente y su consecuencia; la obesidad: (en mi caso).

Ya que sabemos, que no todos los comedores compulsivos, son obesos.

(Los hay muy delgados), pues su metabolismo, responde de una manera diferente a la nuestra.

O, sus rasgos de herencia.

Lo cual no indica, que se liberen de los estragos que causan los desordenes alimenticios a su salud.

(Ni que por ello), dejen de ser, consumo dependientes.

Esta evaluación es la que nos dice, que debemos tratar por separado los dos problemas.

O juntos, si es que padecemos ambos.

¿En que grupo encajo yo?

Sí el alcoholismo no es mi problema, lo son, algunos productos alimenticios.

¿Por qué entonces me siento tan identificada?

¿De alguna manera, no somos uno sólo?

¿No será que debemos compartir experiencias?

prosperidad bendiciónYa que en todos los casos, como antes mencioné, buscamos una forma de escapar y de arruinar nuestra salud, mas claro “de castigarnos”.

Creo que sería bueno para nosotros, acudir a las reuniones abiertas de alcohólicos,  etc, etc, etc, como que ellos acudan a las nuestras.

Es importante dejar en claro, que toda dependencia es psicofísica, nace,  psíquicamente, y es nuestro cuerpo, la victima de la adicción y sus consecuencias.

El valor para cambiar las cosas que puedo cambiargracias a dios

Querido lector, espero sea para vos, claro y eficaz este mensaje.

Retomo el comentario, en el que hice el  Click.

¡OH,  mágico momento! en el que me puse a pensar, en todas las cosas a las que dije,

  •  ¡Basta!

Tome en cuenta, que fueron situaciones en las que llegue al límite  y dejando en claro, que el ¡basta!, fue definitivo.

“Mágico”, por que analice la oración de la serenidad.

La cual, no pertenece a ninguna religión, ya que es universal y el lema de todos los grupos. Te cuento: lo que se de ella.

Se le atribuye, al gran filósofo oriental “Confucio”.

Del mismo modo, se desconoce su verdadero origen; dice esto:

Dios, concédeme la serenidad
para aceptar las cosas
que no puedo cambiar,
el valor para cambiar las cosas que puedo cambiar
y la sabiduría
para conocer la diferencia.

De toda esta oración, la síntesis es:

  • Cambiar aquellas que puedo.

Cuando llegamos a entender la magnitud de esta síntesis, nuestros interrogantes, tienen implícitas las respuestas.

  • ¡Nunca llegaré a saciarme de helado!
  • ¡Nunca llegaré a saciarme de tortas, facturas todo tipo de galletitas o masas!
  • ¡Nunca llegaré a saciarme de dulces o postres con azúcar!
  • ¡Nunca llegaré a saciarme de emparedados, empanadas, pizza o pastas!
  • ¡Nunca llegaré a saciarme de pan o galletitas integrales o blancas, con o sin sal!
  • ¡Nunca llegaré a saciarme de legumbres o cereales!

Ya que no puedo encontrar saciedad nunca.

¡Basta!

  • ¡He de sacar provecho de lo que no puedo cambiar!
  • ¡Hoy, soy yo, el acontecimiento por el que quiero estar bien!
  • ¡No me urge fecha alguna, mi meta, es, el resto de mi vida!

Y con la sobriedad, que ya es una conmigo, he de bajar de peso en forma gradual, hasta llegar al que mi cuerpo necesite.

¡Y se qué cuándo esto ocurra, me voy a mantener, en, (el ideal para mí)!.

A continuación y dejando en claro nuevamente, que estas sugerencias que transmito, se fundan en la experiencia de ser, consumo dependiente recuperada, y obesa en recuperación.

Ya que en menos de dos meses, he bajado 5 kilos, es mi intención bajar otros 5, respetando lo que mi cuerpo decida.

Con responsabilidad, afirmo que mi plan de alimentación diferente, no posee contraindicaciones para nadie.

Tanto el plan primario, ideal para perder peso.

retención de líquidos alimentosComo el plan secundario, excelente para mantenerlo.

Con la misma responsabilidad, sugiero, que antes de modificar una dieta, se debe consultar al médico, es, el que sabe, lo que sobra o falta a cada uno.

Sigue la segunda parte:  Esta ha sido la primera parte de Te regalo… El arco iris.. Gracias por sus comentarios.

También te puede interesar: Belleza
24 Comments
  1. Kathy Piazzolla
  2. Kathy Piazzolla
  3. Kathy Piazzolla
    • Milagil
  4. luciana trinci
  5. Kathy Piazzolla
  6. Kathy Piazzolla
  7. Kathy Piazzolla
  8. Kathy Piazzolla
  9. Kathy Piazzolla
  10. Kathy Piazzolla
    • Milagil
  11. Kathy Piazzolla
  12. Kathy Piazzolla
    • Milagil
  13. Kathy Piazzolla
    • IRENE
    • Kathy Piazzolla
  14. Kathy Piazzolla
    • Milagil
  15. Kathy Piazzolla
  16. Kathy Piazzolla
  17. Kathy Piazzolla
    • Milagil