Cómo hacer FERTILIZANTE ORGÁNICO con desechos

Cómo hacer fertilizante orgánico con lo que nos sobra en la cocina, con las hojas de las plantas, todo esto es crear riqueza y amar a nuestra madre tierra.  La basura puede ser un tesoro si sabemos aprovecharla, con conocimientos y la imaginación que nos sobra.

Cómo hacer FERTILIZANTE ORGÁNICO con desechos 3

Veamos cómo hacer fertilizante orgánico libres de químicos dañinos, nuestro jardín será más hermoso y los alimentos que cosechamos en nuestra propia casa serán más sanos y nutritivos.

Cómo hacer fertilizante orgánico en casa

📰 Índice de Contenidos

Cómo hacer fertilizante orgánico

Ahorraremos recursos y, por ejemplo, nuestros vegetales serán frescos y más económicos.

Materiales y elaboración, veamos.

  1. Restos de hojas para hacer el compost

Las trituramos con la mano o con alguna herramienta, luego la ligamos con la tierra o simplemente las enterramos en un lado de la planta.

2. Desechos y piel de las verduras

Restos de lo que usamos en la cocina son muy nutritivas para las plantas, en especial la piel de las papas y de cambur.

  • Se ligan con tierra y se deja un par de meses.
  • También de puede enterrar en la planta el pedazo de concha o resto de verduras, si se licúa mucho mejor, así se convierte en abono más rápido.

3. Compost con sobrantes de frutas y verduras el extractor

También podemos usar lo que sobra cuando hacemos el jugo de verduras en el extractor, los cabellos que no han sido tratados con químicos también son de gran beneficio para las plantas.

Como hacer fertilizante orgánico

4. Las conchas o cáscaras de huevo para hacer abono para las plantas

Tienen muchos usos, no se deben tirar. También sirven para abonar las plantas, mejor si las trituramos.

5. Un fácil compost de arroz para plantas y orquídeas

  1. Se trata del agua de arroz.
  2. Lavamos el arroz y colamos el agua.
  3. Una parte de arroz dos o tres partes de agua
  4. Revolvemos y colamos
  5. Aplicar a las plantas cada quince o veinte días.

fertilizante orgánico

Usos del fertilizante orgánico hecho en casa

  • Nos servirá para abonar las plantas, bien sea en tierra o en macetas.
  • Hacemos un hueco a unos treinta centímetros de la plantan y allí enterramos el fertilizante natural, recordemos que hay que taparlo con tierra.Como hacer fertilizante orgánico con desechos
  • En la imagen vemos una planta de chaya, cuando se cocina y quedan restos, bien sea de la infusión o de las hojas: eso es excelente para las plantas.

Tipos de fertilizante

  • orgánico casero
  • orgánico líquido
  • casero
  • estiércol

Aprovechemos todos los recursos que nos brinda la naturaleza, así tendremos mejor salud y cuidamos nuestro planeta.

Como hacer fertilizante orgánico

Sembrar y trabajar el jardín, cómo hacer el compost

Ideas para tener flores en casa, para cuidar el jardín, tips de siembra, riego, fertilizante e insecticida ecológico.

Las herramientas de jardinería han de mantenerse siempre en perfectas condiciones. Para ello se limpiarán después de cada utilización. Las tijeras y podaderas han de estar bien afiladas ya que los cortes deben ser precisos para no dañar las plantas.

No tires el agua sobrante de cocer huevos pues es perfecto para regar las plantas, ya que contiene una gran cantidad de sales minerales y nutrientes muy apreciados por ellas.

Flores, siembra, riego, fertilizante e insecticida ecológico

Flores en tu jardín

  • Tus geranios estarán esplendorosos si los plantas en tiestos pequeños, pues florecen mejor con las raíces apretadas. Deja que se seque bien la tierra entre riego y riego.
  • Si quieres que tus flores germinen más deprisa disuelve en el agua de riego una píldora anticonceptiva.
  • El feng shui nos dice que es beneficioso para la vida y el bienestar, tener flores en nuestro jardín.

Siembra con el compost y germinación de semillas

  • Puedes acelerar la germinación de tus semillas si, antes de plantarlas, las dejas en remojo en agua caliente durante toda una noche.
  • Introducir los tiestos nuevos en agua durante 24 horas antes de utilizarlos los hará mucho más resistentes. Además, de esta forma los poros de la maceta se saturan y no absorberán después el agua de riego. Déjalos secar al aire y ya puedes trasplantar tu planta.
  • Plantar rosales no es difícil pero hay que hacerla siguiendo ciertas normas: el agujero debe ser, como mínimo, de 30 cm. de profundidad por 3 cm. de ancho. Al terminar tienes que podar las varas que sobresalgan de la tierra. Puedes plantarlo desde finales de octubre hasta abril.
  • Para que tus semillas germinen más rápidamente, déjalas en un recipiente lleno de restos de café húmedos durante una semana y después plántalas. Tan sencillo como eso.

Riego de las plantas cuando se le coloca el compost

  • Nunca riegues las plantas a pleno sol, pues las gotas de agua actúan como una lente concentrando los rayos del sol y podrían quemarse. Hazlo mejor por la tarde. Además, recuerda que es mejor regar días alternos a fondo, que superficialmente todos los días. Ten cuidado con la manguera, que se conserve siempre bien.
  • Podemos añadir agua a las botellas con restos de vino y de vez en cuando regar con ella nuestras plantas. Les vendrá muy bien.
  • Cuando observes que en algunas de tus plantas aparecen pequeñas manchas grises en las hojas añade vinagre al agua de riego. Estas manchas pueden ser debidas a un exceso de cal del agua. Con este sencillo remedio desaparecerán.
  • Otra forma de que tus plantas no se mueran de sed mientras tú estas fuera es introducir en la maceta botellas de plástico boca abajo llenas de agua, y sin tapón. La planta absorberá el preciado líquido según lo vaya necesitando.
  • Comprueba al regar tus plantas que el agua cale profundamente en la tierra (al menos 15 cm.), pues los riegos superficiales hacen que las raíces crezcan hacia arriba, lo cual es perjudicial.

Riego cuando salimos de viaje

  • Existen diversos métodos para asegurarnos de que a nuestras plantas no les falta el agua cuando nos ausentamos del hogar por un período no demasiado largo.
  • Podemos colocar junto a la maceta un recipiente de agua y poner dentro un extremo de una hebra de lana; el otro extremo lo enterraremos en la maceta. La planta irá absorbiendo a través de la lana el agua que necesite.
  • Cuando te vayas de viaje asegura el agua a tus plantas confeccionando tú misma un sistema de autorriego: introduce en un recipiente grande un tiesto vacío boca abajo, y mete por el orificio una cuerda gruesa que llegue hasta el fondo del recipiente.
  • El otro extremo de la cuerda has de introducirlo por el orificio de la maceta que contiene la planta, colocándola sobre el tiesto vacío. Después echa agua en el recipiente I que contiene los dos I tiestos hasta la base de la maceta vacía.

Cómo hacer en casa un fertilizante

Cómo hacer FERTILIZANTE ORGÁNICO con desechos 4

Como hacer un fertilizante orgánico

El fertilizante orgánico es una excelente opción para mejorar la calidad del suelo y promover el crecimiento saludable de las plantas sin utilizar productos químicos dañinos. Afortunadamente, hacer tu propio fertilizante orgánico es fácil y económico. Puedes utilizar una variedad de desechos orgánicos que tienes en tu hogar para crear un fertilizante efectivo.

Una forma sencilla de hacer un fertilizante orgánico es utilizando restos de cocina. Puedes recoger cáscaras de frutas y verduras, posos de café, bolsitas de té usadas y restos de comida no procesada. Estos desechos se pueden colocar en un contenedor y dejar que se descompongan naturalmente. Después de unas semanas, tendrás un fertilizante rico en nutrientes para tus plantas.

Otra opción es crear un compost con desechos orgánicos. Puedes utilizar restos de comida, hojas secas, recortes de césped y ramas pequeñas. Simplemente coloca todos los desechos en un contenedor o en un área del jardín designada para el compostaje. Asegúrate de mezclar los desechos regularmente y mantenerlos húmedos. Después de unos meses, tendrás un compost rico en nutrientes listo para ser utilizado como fertilizante.

Si tienes acceso a estiércol animal, también puedes utilizarlo como fertilizante orgánico. El estiércol de vaca, caballo, gallina o conejo es especialmente beneficioso para las plantas. Puedes agregar el estiércol directamente al suelo alrededor de las plantas o hacer una infusión diluyendo el estiércol en agua y utilizándolo para regar las plantas.

Además de los desechos orgánicos, puedes utilizar hierbas y plantas para hacer un fertilizante orgánico. Las ortigas, por ejemplo, son ricas en nutrientes y se pueden utilizar para hacer un té de ortigas. Simplemente coloca las hojas y tallos de las ortigas en un balde de agua y déjalos reposar durante unos días. Luego, puedes usar el agua como fertilizante líquido para regar tus plantas.

Como hacer abono orgánico rápido

Si estás buscando hacer abono orgánico rápido para tus plantas, existen algunas opciones que puedes considerar. Una de las formas más rápidas de obtener abono orgánico es a través del compostaje en caliente. Este método utiliza desechos orgánicos como restos de comida, hojas y recortes de césped, y los descompone rápidamente mediante el control de la temperatura y la provisión de suficiente aireación. El compostaje en caliente puede generar abono en tan solo unas semanas.

Otra opción para hacer abono orgánico rápido es utilizar lombrices rojas californianas. Estas lombrices son expertas en descomponer materia orgánica y producir abono de alta calidad en poco tiempo. Puedes crear una vermicompostera en casa utilizando una caja de plástico con agujeros para la ventilación, y llenarla con desechos orgánicos. Las lombrices se encargarán de procesar los desechos y convertirlos en abono en solo algunas semanas.

Si necesitas abono de forma rápida y no tienes tiempo para hacer compostaje o criar lombrices, puedes utilizar té de compost. Este líquido concentrado de nutrientes se obtiene al remojar compost en agua y luego colar la mezcla. Puedes diluir el té de compost en agua y aplicarlo directamente a las raíces de tus plantas, proporcionándoles nutrientes de forma rápida.

Por último, una forma rápida de hacer abono orgánico es utilizando restos de café y de té. Estos desechos son ricos en nutrientes y se pueden agregar directamente al suelo alrededor de las plantas. Los restos de café y té también mejoran la estructura del suelo y ayudan a retener la humedad.

Agua de cocer huevos para regar plantas

Uno de los métodos más sencillos y efectivos para aprovechar los desechos orgánicos en la jardinería es utilizando el agua de cocer huevos para regar las plantas. Este líquido, que suele desecharse sin pensarlo, contiene nutrientes valiosos que pueden beneficiar el crecimiento de nuestras plantas.

El agua de cocer huevos es rica en calcio, potasio y otros minerales esenciales para las plantas. Estos nutrientes se liberan durante la cocción de los huevos y se disuelven en el agua, convirtiéndola en un fertilizante natural y de bajo costo.

Para utilizar el agua de cocer huevos como fertilizante, simplemente debes dejarla enfriar después de la cocción y luego regar tus plantas con ella. Puedes utilizarla tanto para plantas de interior como para las que se encuentran en el jardín. Recuerda diluir el agua de cocer huevos en una proporción de 1:1 con agua limpia, para evitar concentraciones excesivas de minerales.

Además de ser una fuente de nutrientes para las plantas, el agua de cocer huevos también puede ayudar a prevenir enfermedades fúngicas en el suelo. Los minerales presentes en el agua fortalecen las defensas naturales de las plantas, haciendo que sean más resistentes a los hongos y otros patógenos.

Recuerda que el agua de cocer huevos es solo uno de los muchos fertilizantes orgánicos que puedes hacer en casa utilizando desechos comunes. Al reciclar y reutilizar estos materiales, no solo estarás reduciendo el desperdicio, sino también proporcionando a tus plantas los nutrientes que necesitan de manera natural y sostenible.

Como se prepara un fertilizante organico

Preparar un fertilizante orgánico con desechos es una excelente manera de aprovechar al máximo los recursos naturales y reducir el impacto ambiental. A continuación, te mostraremos cómo hacerlo de manera sencilla y efectiva.

En primer lugar, es necesario recolectar los desechos orgánicos adecuados para la preparación del fertilizante. Estos pueden incluir restos de frutas y verduras, cáscaras de huevo, posos de café, estiércol de animales, entre otros. Es importante asegurarse de que estos desechos no contengan productos químicos o pesticidas que puedan dañar las plantas.

Una vez que se tienen los desechos, se pueden triturar o cortar en trozos más pequeños para facilitar su descomposición. Luego, se deben colocar en un recipiente grande o en una compostera, asegurándose de mezclar los diferentes tipos de desechos para obtener una composición equilibrada.

A continuación, se puede añadir agua a los desechos para favorecer su descomposición. Es importante tener en cuenta que el agua debe ser suficiente para mantener los desechos húmedos pero no empapados.

Una vez que se ha preparado la mezcla, es importante revolverla regularmente para favorecer la descomposición y evitar la aparición de malos olores. Se puede utilizar una pala o un tenedor para hacerlo. Además, es recomendable cubrir la mezcla con una capa de tierra para protegerla de los insectos y mantener la humedad adecuada.

Finalmente, es necesario esperar a que los desechos se descompongan por completo, lo cual puede tomar varias semanas o incluso meses, dependiendo de las condiciones climáticas y de la composición de los desechos. Una vez que la mezcla tenga un aspecto oscuro y uniforme, estará lista para ser utilizada como fertilizante orgánico en el jardín o en las macetas. ¡Verás cómo tus plantas se benefician de este fertilizante natural y respetuoso con el medio ambiente!

Qué hacer con las malas hierbas

  • Las malas hierbas afean nuestro jardín. Para acabar con ellas prepara una solución disolviendo una cucharada de bicarbonato sódico en un litro de agua y riega con ella la hierba.
  • Terminemos con las malas hierbas o maleza.
  • Una solución para hacer desaparecer las malas hierbas de tu jardín es regarlo con agua hirviendo. Te librarás del problema en poco tiempo y tus plantas crecerán más fuertes.

Cómo hacer Fertilizante casero para plantas

  • ¿Quieres tener un jardín libre de rastrojos y malas hierbas? Acabarás con ellos si los riegas con el agua de cocer patatas.

Insecticida ecológico

  • Deja varias colillas en remojo durante unos días y riega con este líquido los hormigueros. Así te librarás de las molestas hormigas sin perjudicar a tus plantas. Esta idea, junto con el fertilizante ecológico ayudan en nuestro jardín.
  • Un remedio muy útil para acabar con las orugas del jardín es cocer en un recipiente unos tallos de saúco y añadir el líquido resultante al agua de regar.
  • Sembrar malojillo o limoncillo ayuda a ahuyentar los zancudos.

Cómo hacer fertilizante orgánico para el huerto familiar

  • Es mejor usar fertilizante natural. Siempre hay un espacio para cultivar, si es que deseamos hacerlo.
  • Ya hemos visto como mantenerlo y cuidarlo, puedes ver más en Huerto familiar
  • Flores, siembra, riego, fertilizante e insecticida ecológico, a cuidar el jardín y a cosechar.

Te recomendamos

Cómo Hacer (101 Recetas y recomendaciones para la casa)

¿Sabes cómo hacer fertilizante orgánico para tus plantas? ¿Preparas el compost en casa? ¿Cómo te ha quedado? ¿Prefieres los fertilizantes químicos?

Cuéntanos en los comentarios

Si este artículo de Cómo hacer FERTILIZANTE ORGÁNICO con desechos te ha servido, te invitamos a que lo compartas en las redes sociales.

    3 Comentarios

  1. victor baeza dice:

    excelente trabajo, felicitaciones.

    1. Milagil dice:

      Gracias Victor por tus palabras, siempre es bueno saber que lo que escribimos gusta y es de utilidad.

  2. Kathy Piazzolla dice:

    Muy buena sugerencia, un hijo mío lo hace en su pequeña quinta y esperamos ver sus frutos. Gracias.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Subir